Embarazada, sola y sin dinero

0
399
Las madres jóvenes solteras deben luchar por los derechos que le pertenecen a ella y a su bebé. Foto por: Gabriela Sanchez Velis

Entre clases y proyectos personales, un embarazo no cabe. Pero ¿qué pasa cuando sucede? Muchas jóvenes caen en la agobiante situación de no saber qué hacer. Por eso, es necesario que conozcan las herramientas y los pasos a seguir para exigir los derechos que les pertenecen.

Por Mónica Flores y Paola López.   

Foto por: Gabriela Velis

Sonia es una joven estudiante de 18 años que quedó embarazada en una relación temprana, a sus 16 años. El padre de su hija no quiso hacerse cargo y desapareció de su vida. Sin embargo, la familia paternal del bebé lo reconoció e intento darle a Sonia apoyo moral pero no económico.

“El apoyo de la familia paterna, si es apoyo y no control, es positivo. Pero si lo que buscan es controlar a la madre para así tener control sobre el bebé, suele empeorar la condición emocional de la madre”, aclara la psicóloga Margarita Weil.

También agregó que es necesario que se dé apoyo económico, y para ello están las leyes que definen los derechos del niño y las obligaciones del padre o de su familia.

La jueza de familia Jazmina de Flores comentó que “lo primero que ella tendría que hacer es pedir un reconocimiento de paternidad, que se llama ´reconocimiento provocado’. Es una audiencia en la cual se cita al padre del niño para que diga si lo reconoce o no.”

Sonia asegura que no conocía ningún tipo de ayuda legal. “No sabia que existía apoyo legal a las madres solteras, me encerré en la idea que el mundo se me venia encima y que toda mi vida cambiaría. Lloré y pensé en que todo seria distinto. Eso bloqueo mi mente para no informarme sobre algún tipo de ayuda que podía recibir…”.

Si el padre no aparece, también existe otra medida. La abogada de familia Mónica de Jiménez sostiene que, si el presunto padre no llega por tercera vez a la citación personal al reconocimiento provocado, el juez debe tomar en cuenta que está en la obligación de establecer esa paternidad y utilizar otros procedimientos. “Si no está el papá, se puede hacer la prueba de ADN con los abuelos, los hermanos u otros hijos”, dijo.

Una vez resuelto el tema de la paternidad, se tiene que hacer una demanda de cuota alimenticia al padre en la Procuraduría General de la República. Asimismo, según el artículo 150 del Código de Familia: “la madre y el hijo tendrá derecho a reclamar del padre la indemnización por los daños morales y materiales a que hubiere lugar conforme a la ley”.

“Me sentía sola, poco apoyada. No tenia trabajo, menos como mantener un hijo. Sin embargo, aunque fue poco, recibí apoyo de mi abuela y de mi mamá, porque a mi también me abandono mi papá. Nunca decidí iniciar un proceso legal con el padre del bebe, porque nunca le importo mi situación, ni la de su hija. Aparte, por mi edad, mi embarazo fue arriesgado y me costo recuperarme, también que no quería tener ninguna relación con el padre de mi hija…” expreso Sonia. 

Así como este caso, hay muchos en los que las madres jóvenes quedan solas, pero “lo primero es tener claro que ser padres no es ser pareja… El vínculo entre el padre y el bebé no es necesariamente al de ser el esposo o compañero de vida de la madre”​, mencionó la psicóloga.

“Que esta chica piense que no es la única que está pasando por eso, que esta experiencia le sirva para tomar decisiones más razonadas. Que no deje de luchar y de pelear por sus derechos, porque hay muchos hombres irresponsables a quienes no les importa la vida del ser humano que la mujer lleva en el vientre”, concluyó la jueza.

Asimismo, reiteró que las leyes están para hacerlas valer y responsabilizar legalmente a todo padre, que nunca podrá huir de su obligación.

Otra madre de 24 años, quien pidió a Comunica omitir su identidad, recomienda a Sonia “que aproveche todos los recursos legales que existen, que investigue bien, que se asesore bien de gente que le aconseje para solucionar su problema, pero siempre orientado a guardar el bienestar de ella y de su hijo o hija. Todo tiene solución y está joven, así que quedan muchas cosas que hacer por delante.”

“Que busque apoyo de personas, porque me imagino que si es una persona muy joven debe de sentirse con temor. Es una vida diferente a la que se va a enfrentar. Ya no va a vivir para ella, sino para el bebé. Esto no significa que se  va a estancar, sino que es un nuevo comienzo”, concluyó la licenciada Jiménez.

Busca y  recibe ayuda de otras personas. Foto por: Gabriela Velis
Busca y recibe ayuda de otras personas. Foto por: Gabriela Velis

Según la doctora Weil, también es necesario que las madres solteras busquen ayuda psicológica, para que el desarrollo psicosocial del bebé ​y su propio desarrollo personal no se vean afectados ante el cambio en su proyecto de vida.

IMG_1245

Existen miles de madres solteras que han salido adelante a pesar de todo los obstáculos. Para llegar a ello, es necesario pasar por la angustia de la incertidumbre a futuro.

“Al final, un hijo no estanca nuestro sueños, pero si hace más difícil el camino para llegar a ellos, al menos cuando se conciben a una edad temprana y cuando el papá resulta irresponsable…” concluyó Sonia.

No hay comentarios

Dejar una respuesta